Introducción al Blog

Esta es la pregunta que se produce hacia el final de cualquier seminario de Dirección o Management que tengo la oportunidad de desarrollar. Este blog quiere ser un lugar de encuentro para personas, videos, textos, cuentos, historias, músicas, paisajes... motivadores.

¡Claro que la motivación es la puerta que lleva al éxito! Pero es una puerta que se abre desde dentro.

Aunque se abra hacia afuera.

La pregunta es una trampa. Porque no se trata de quién. Sino de qué.

El año del Gato

 

Estamos en un año que, dicen, es el final. Carnaza para los apocalípticos baratos. Y, la mayoría de los que leemos este blog, estamos en crisis. (También muchos de los que no lo leen, por cierto)

En tiempos difíciles sale a relucir el verdadero valor de una persona. Pero ¿Qué hace que se olvide de sí misma para ayudar a otros?, ¿Qué hace que se enfrente a situaciones que le hagan peligrar su integridad y aún así insiste en arriesgarse?

Irena Sendlerova en 1942

Irena Sendler o Sendlerowa (Otwock, Varsovia, 15 de febrero de 1910 - Varsovia, 12 de mayo de 2008), conocida como «El Ángel del Gueto de Varsovia», fue una enfermera polaca que durante la Segunda Guerra Mundial ayudó y salvó a más de dos mil quinientos niños judíos, prácticamente condenados, arriesgando su propia vida. Fue candidata al Premio Nobel de la Paz en 2007, aunque finalmente no resultó elegida. Sin embargo, fue reconocida como “Justa entre las naciones” y se le otorgó la más alta distinción civil de Polonia: la Orden del Águila Blanca.

En 1942 los nazis crearon un gueto en Varsovia, e Irena, horrorizada por las condiciones en que se vivía allí, se unió al Consejo para la Ayuda de Judíos, Zegota. Ella misma lo cuenta: "Conseguí, para mí y mi compañera Irena Schultz, identificaciones de la oficina sanitaria, una de cuyas tareas era la lucha contra las enfermedades contagiosas. Más tarde tuve éxito en conseguir pases para otras colaboradoras. Como los alemanes invasores tenían miedo de que se desatara una epidemia de tifus, toleraban que los polacos controláramos el recinto."

Cuando Irena caminaba por las calles del gueto, llevaba un brazalete con la estrella de David, como signo de solidaridad y para no llamar la atención sobre sí misma. Pronto se puso en contacto con familias a las que ofreció llevar a sus hijos fuera del gueto. Pero no les podía dar garantías de éxito. Lo único seguro era que los niños morirían si permanecían en él. Muchas madres y abuelas eran reticentes a entregar a sus niños, algo absolutamente comprensible pero que resultó fatal para ellos. Algunas veces, cuando Irena o sus chicas volvían a visitar a las familias, para intentar hacerles cambiar de opinión, se encontraban con que todos habían sido llevados al tren que los conduciría a los campos de la muerte.

A lo largo de un año y medio, hasta la evacuación del gueto en el verano de 1942, consiguió rescatar a más de 2.500 niños por distintos caminos: comenzó a sacarlos en ambulancias como víctimas de tifus. Pero pronto se valió de todo tipo de subterfugios que sirvieran para esconderlos: sacos, cestos de basura, cajas de herramientas, cargamentos de mercancías, bolsas de patatas, ataúdes... en sus manos cualquier elemento se transformaba en una vía de escape.

Repito: En tiempos difíciles sale a relucir el verdadero valor de una persona. Pero ¿Qué hace que se olvide de sí misma para ayudar a otros?, ¿Qué hace que se enfrente a situaciones que le hagan peligrar su integridad y aún así insiste en arriesgarse?

No hay mayor crisis posible, en la vida de nadie, que ser contemporáneo a una guerra. …Pero ahora, y a pesar de lo que te he dicho, muchos de nosotros estamos en crisis.

El 20 de octubre de 1943 Irena es capturada por la Gestapo y llevada a prisión para ser brutalmente torturada. Se negó a revelar el nombre de las personas que le ayudaron y las identidades de los niños que salvó. Es sentenciada a muerte y camino a su lugar de ejecución, un soldado que había sido sobornado, la dejó escapar.

Al terminar la guerra, esta mujer desenterró el pasado de 2.500 niños y trató de ubicarlos con sus familiares pero la mayoría ya habían muerto en los campos de concentración. Irena pasó sus últimos años en una silla de ruedas en una residencia de ancianos y falleció en 2008.

 

Irena anciana 

Antes de morir contó que su padre le enseñó siendo una niña que: “Ayudar cada día a alguien tiene que ser una necesidad que salga del corazón". (¡¡Dios!! ¡Que mirada tiene esta mujer!)

Supervivencia. Sobrevivir. ¿A ver? ¿Y si cambio los prefijos? Sobre-vivencia. Super-vivir. …Mmmm Creo que me gusta más y lo veo incluso más acertado:

“Sólo se SUPER-vive cuando uno, cada día, lo que hace es SOBRE-vivenciar”

Dicen que los mayas predijeron que este año sería el último. Pero, los entendidos en estas cosas, lo que dicen es que, lo que realmente ocurre es que cambia tanto todo, que empieza una nueva era.

No me puedo resistir a compartir contigo un chiste:

Mayas 2012

Hay otros zodíacos y pronósticos. El Zodiaco chino contiene doce signos. Cada uno de los doce vinieron a ser simbolizados por un animal emblemático: la Rata, el Buey, el Tigre, la Liebre, el Dragón, la Serpiente, el Caballo, la Cabra, el Mono, el Gallo, el Perro y el Jabalí.

Hay un cuento folklórico que describe cómo cada uno de los animales fue asignado al ciclo de los años: Hace muchísimo tiempo, Buda quiso reunir todos los animales de la tierra para designarlos un año a cada uno. Cuando el gato se enteró, puso al corriente a su amiga la rata, y los dos decidieron a acudir juntos al día siguiente. Sin embargo, al día siguiente la rata no despertó al gato. Así, el gato pasó toda la mañana durmiendo, como es la costumbre de los gatos. Por lo tanto el gato no llegó a tiempo a la reunión y no recibió su año. Por esto no existe el año del Gato. Y por esto los gatos odian las ratas. A cambio, la rata ganó el concurso y recibió el primer año del ciclo. Esto tampoco lo logró sin truco. Consciente de lo pequeña que era, sabía que no era capaz de competir con los demás. Fue cuando le rogó al buey que le dejara montar en su cabeza. El buey, en su bondad, consintió y salieron juntos. Justo al llegar, la rata se tiró de la cabeza del buey y cruzó la meta sola. Por esto el año de la Rata es el primero del ciclo, seguido por el año del Buey.

Cuantas ratas conocemos hoy… realitys, corazón, tv…. Y que pocas Irenas Sendler…

Si realmente este año es el último… Si realmente, no se que día de diciembre de 2012, lo que ocurre es que empieza una nueva era… Por favor: Haz que el primer año que empiece no sea el de la rata: Esa que “sobrevive”. Haz que sea ese año que no ha existido jamás. Haz que sea ese en el que las Sobre-Vivencias te lleven a una Super-vida. Haz que sea ese año que no ha existido nunca: El año del Gato.

Te abrazo.

Despertar y despertarse


Un nuevo año. Un nuevo día. Una nueva semana. …Que más da.
No es lo mismo despertar que despertarse. Como no es lo mismo despejar que despejarse.
…Que mas da: Un nuevo día, una nueva semana… …un nuevo año.
despertar
Sea lo que sea lo que empieces: No da lo mismo despertar que despertarse. Así que:

¡¡¡ARRIBAAAAAA!!!

¡¡¡Arriba con todo!!!
Pero sobre todo: Contigo mismo.
Anda, pon a tope el volumen y aprende a despertar:

De todos los día probables, esta niña va a tener el mejor día posible. No lo dudes.
Y si puedes conseguir tener el mejor día posible de entre todos los probables, tendremos la mejor semana de entre todas las probables. Y vamos a tener el mejor año.
Esto que empieza hoy: El primer día del resto de tu vida.
No hay nadie mejor que tú.
Mañana, cuando despiertes, despiértate.
Te abrazo.